Cuidado de la piel 101: Serums

¿Qué son?

Son líquidos ligeros y de absorción rápida que son concentrados de un ingrediente activo específico, incluyendo antioxidantes como vitaminas C o E, ácido glicólico, cafeína o péptidos, y están diseñados para dar niveles altos de estos ingredientes directamente a la piel.

Como no contienen aceite, los serums son 90% agua, así que no dejan ningún residuo graso tras aplicarlo.

Cómo incorporarlos a tu rutina

Usarlos después de la limpieza, pero antes de aplicar la crema hidratante, el protector solar o la base.

Recordar siempre la regla: ir del producto más ligero al más denso.

¿Mañana o noche? Los antioxidantes deben aplicarse por la noche, ya que actúan mejor cuando no están compitiendo contra el protector solar. Pasa lo mismo con el ácido glicólico o el retinol, ya que estos ingredientes pueden hacer tu piel sensible, especialmente cuando está expuesta al sol.

Aplicar una pequeña cantidad, del tamaño de guisante, esto te dará para toda la cara.

Cúando empezar a usarlo y cuál es el mejor para ti

Nunca se es demasiado joven para usar un antioxidante. Estos ingredientes ayudan a prevenir el daño de radicales libres al igual que ayudan a reparar cualquier daño que ya haya sido hecho.

La mayoría de los serum son para todos los tipos de pieles, aun así, hay algunos ingredientes que trabajan mejor para ciertos problemas de la piel:

Vitamina C: ayuda a aclarar manchas

Ácido glicólico: suaviza la textura de la piel, reduce la apariencia de poros grandes y líneas finas

Cafeina: ayuda a reafirmar la piel y protegerla contra el daño de radicales libres

Ácido hialurónico: es una molécula que contiene hasta 1.000 veces su peso en agua, ofrece hidratación, perfecta para aquellos con piel seca

Aquellos que busquen tratar las líneas finas deberían buscar serums que contengan retinol, péptidos o antioxidantes

fuente

Anuncios

Tiempo que necesitan los productos de cuidado de la piel para mostrar resultados

Limpiador: sobre 3 días

El limpiador, a pesar de que lo puedes usar muchas veces en un día, no se queda en la piel como para mostrar algún efecto, dejará tu piel limpia y ya está.

En el caso de que tengas sequedad, piel sin vida o rojeces asociadas con no lavar lo suficiente tu piel, tomará sobre un mes de constancia en tu nueva rutina antes de que puedas empezar a ver alguna mejora.

Serúm: de 6 a 8 semanas

Dependiendo de la formula lo que esperes del serúm mostrará resultados después de 6-9 semanas de uso regular.

Retinol y Retinoides: de 4 a 6 semanas para productos con prescripción y 10 semanas sin prescripción.

(aclaración: el retinol lo podemos comprar en cremas y demás sin prescripción, las retinoides solo las podemos comprar con prescripción)

El retinol es un buen producto a la hora de tratar con problema de acné, reducir cicatrices y eliminar los signos de la edad. A pesar de que puedes pelarte un poco y ponerte toja durante la primera semana de uso, no requiere demasiado tiempo para mostrar resultados positivos.

Se recomienda consultar a un dermatólogo antes de empezar un tratamiento con retinol.

Crema de ojos: de 6 a 8 semanas

La piel debajo del ojo es mucho más fina que el resto del cuerpo, lo que significa que usualmente es el primer lugar en donde se ven arrugas, hinchazón y sequedad. Si usas una crema de contorno de ojos cómo se indica y no ves resultados en 8 semanas, es hora de abandonarla.

Crema hidratante: instantáneo, con resultados completos después de 2 semanas.

Todo el mundo necesita una crema hidratante, incluso si tienes problemas de acné. Mientras sientes los resultados de un buen hidratante apenas se absorba, verás resultados en tu piel si lo usas constantemente durante 1 ó 2 semanas.

Tratamientos de manchas: de 3 a 4 semanas.

Los productos que tratan las cicatrices y las manchas debidas al sol contienen usualmente ingredientes muy fuertes como la hidroquinona o algún derivado de ésta, lo que significa que debería mostrar resultados rápidamente. Sí no ves que hace efecto después de cuatro semanas de uso contante, el producto no va a funcionar y deberías probar otra cosa.

Tratamientos de acné: entre 24 horas a 12 semanas (dependiendo del tratamiento)

Hay mucha variación porque depende de la severidad del acné y el régimen que estés siguiendo.

Productos que puedes comprar sin prescripción toman hasta 3 meses de uso dedicado para mostrar alguna mejora, sí es que mejoran.

Medicamentos tópicos prescritos por tu dermatólogo puede tomar hasta 6 semanas.

Medicamentos orales pueden tomar de 2 a 3 semanas.

El único tratamiento que actúa inmediatamente son las inyecciones de cortisona administradas por un dermatólogo, que toman 24 horas para que la hinchazón y las rojeces se vayan.

fuente

5 Tips para empezar un estilo de vida sano

Empezar un estilo de vida sano es algo que siempre nos proponemos y duramos una semana como mucho.

Les contaré algunos de los tips que me han servido para intentar llevar un estilo de vida lo mas sano posible y que creo que pueden servir a aquellas personas que les cuesta mucho empezar y ser constante.

1.- No compres mas comida basura, ni chuches. Sí tienes mucha en casa dásela a algún familiar, amigo o invita gente a tu casa y sácalo todo

2.- Detecta cuales son tus malos hábitos y busca una solución. El mío por ejemplo es comer a deshoras, lo que he solucionado teniendo snacks saludables y fruta en casa.

3.- Ponte unos retos semanales. Escribe en tu ordenador, o en una libreta retos para cada semana. Por ejemplo:

  • Esta semana haré 4 días de ejercicio
  • Esta semana no pediré comida a domicilio
  • Esta semana no comeré ningún postre
  • Etc.

De esta forma, poco a poco te vas acostumbrando a corregir estos hábitos.

4.- Elige el ejercicio físico que más te anime, si no te gusta correr, no corras, ni no te gusta ir al gimnasio, no vayas. Piensa en lo que mas te guste y dedícate a eso. Algunas opciones que tienes son:

  • Gimnasio
  • Ir a correr
  • Yoga
  • Practicar algún deporte
  • Bailar
  • Hacer fitness o yoga en casa (hay miles de videos en youtube)
  • Senderismo
  • Bicicleta

5.- ¡Come bien! Sí haces mucho ejercicio y luego te comes una pizza a las 10 de la noche….todo lo que habrás hecho será en vano. Así que invierte un poco de tiempo en mirar que puedes comer que te guste, por comer sano no quiere decir que tengas que comer verduras solamente. Un buen consejo es pensar de antemano todo lo que planeas hacer de comer en la semana, así vas a comprar con esa idea y evitas caer en la tentación de comprar algo que no debes, además, como ya tienes la comida pensada habrán menos posibilidades de que pienses “no tengo nada de cenar, voy a pedir una pizza”

Espero que les gusten estos consejos, y más importante, que les animen a empezar!

3 simples mascarillas caseras para hidratar la piel

oatmeal-weight-loss

Máscara facial de avena

Combina ½ cup de agua caliente (no hirviendo, solo caliente) y 1/3 cup de avena y deja que se asiente durante 2-3 minutos. Una vez pasado el tiempo, añade 2 cucharadas de yogurt natural, 2 cucharadas de miel y la clara de un huevo.

Aplica una capa fina en la cara y deja que actue durante 10-15 minutos.

Aclara con agua templada.


49050-galaktokomika-tyrokomika-proionta-galaktokomika-proionta-ilioypoli-ryzogalo-giaoyrti-krema-sokolata-pagoto-kaimaki-mpakogiannis-ioannis-54

Máscara facial de Yogurt

Para limpiar tu piel y afinar los poros simplemente tienes que untar algo de yogurt en la cara y dejar que actué durante 20 minutos.

Para una máscara facial revitalizante, mezcla 1 cucharadita de yogurt natural con el zumo de ¼ de una naranja, algo de su pulpa y 1 cucharadita de aloe.

Deja que la mezcla actué en tu cara por al menos 5 minutos antes de aclararla


olive

Máscara facial de limón

Con sólo el zumo de un limón y ¼ cup de aceite de oliva o aceite de almendras dulces crearas una máscara facial que te exfoliará e hidratará al mismo tiempo.

Tips y consejos para mantenerte en forma

Haz ejercicio cuando puedas y te apetezca. Entrenar no es seguir una rutina al pie de la letra, si puedes hacer eso y no tienes nada que te detenga, perfecto, pero a veces, en el momento de hacerlo estás cansado, y quizás tengas un momento del día en el que te sientas súper fresco y no tengas nada que hacer, así que en ese momento levántate y haz algo de ejercicio, no importa lo que sea siempre que hagas algo.

Si amas la comida tanto como mantenerte en forma y no puedes vivir sin al menos un capricho, elige una o dos comidas de la semana en la que comes lo que quieras y el resto de la semana come saludable. De esta forma, al limitarlo a un tiempo y momento predeterminado, no comerás mucho porque no se puede comer demasiado de una sola sentada y evitarás caer en la tentación muchos días. “Comer un día bien no te hará ningún bien, comer un día mal no te hará ningún mal”

Sí te estresa pensar en las calorías, no pienses en ellas, así de simple. A menos de que estés haciendo un entrenamiento profesional no tienes por qué contarlas para mantenerte en forma. Ejercítate lo más que puedas, come lo mejor que puedas y olvídate de estar haciendo cálculos mentales. Sí eres una persona que le cuesta vivir saludablemente, el esfuerzo extra que conlleva contar las calorías puede hacer que te canses y dejes de entrenar.

Cada persona es diferente, una cosa que funciona para una no quiere decir que funcione para otra, por lo tanto no hay una fórmula perfecta para ponerte en forma, prueba y encuentra lo que te va mejor y lo que te gusta más.

Hacer ejercicio, trabajar y tener vida personal, solo pensarlo suena agotador, y la clave para sobrepasar esto es cómo te alimentes. La comida es tu fuente de energía principal y sí te sientes cansado es que no estás alimentando a tu cuerpo como debes. Bebe más agua, come más frutas, vegetales, legumbres, granos integrales, nueces, etc. Sí no alimentas a tu cuerpo con la comida correcta, no vas a tener energía.

Sí quieres añadir suplementos a tu dieta y no sabes que elegir, es muy simple, ve a por lo que tienes carencia.

TIENES que comer frutas y vegetales. Los minerales que necesitas para que tu cuerpo funcione se encuentran en éstos. Sí no te gustan prueba añadirlos a otras cosas o añádeles especias, para “disimular” su sabor, poco a poco te irás acostumbrando.

“Es que no tengo tiempo”. Sí esa es tu razón para no hacer ejercicio y llevar una vida saludable, es que no has conseguido la motivación adecuada. Todo el mundo quiere empezar porque se quiere ver bien, pero intenta empezar con el objetivo de sentirte bien, saludable y fuerte. Hay miles de opciones, busca la que más se adapte a ti.